19 mar. 2013

"Cospedal tiene morbo, ese rollo de dominatrix que me lleva me pone todo tonto"



Pocos sabíamos hace unos meses que el apellido Bárcenas había pasado más veces por los controles de seguridad de aeropuertos suizos que por los de la Biblioteca Nacional, ni que el Papa podía permitirse el lujo de dimitir; son algunos de los aspectos que no se le escapan diariamente a nuestro entrevistado al plasmar la realidad en el programa El intermedio (La Sexta). Sí éramos conocedores del talento de este licenciado en Periodismo que paga su hipoteca gracias a su fiel forma de entender el humor.
Su incontinencia verbal nos hizo olvidar que había llegado una hora tarde a nuestra cita fotográfica, fruto de vivir alejado de la urbanidad. Si Dani cobrara por palabras, sería el dueño de Zara. Lo caracterizamos, según él, de lo que mejor define su profesión, titiritero. Pero mi gran sorpresa fue descubrir que detrás de su desaliñado aspecto de cómico bohemio hay una estudiada y presumida personalidad.

- ¿No te afeitas por pereza o es que eres fiel a tu ‘look’?
- Yo con 18 años pesaba 100 kilos y me dejé barba para disimular la papada, y ahora no me la quito por miedo a volver a ser gordo.

- ¿Cuál es la causa del éxito rotundo ‘El intermedio’?
- Que contamos la verdad, y que el humor es secundario. ‘El intermedio’ tiene la ventaja del bufón: como nadie se lo toma en serio, puede decirle al Rey lo que nadie se atreve a decirle, y eso es lo que hacemos. Yo como periodista puedo contar más cosas en ‘El intermedio’ que en un periódico.

- Si el programa ‘El gato al agua’ te ofreciera curro haciendo burla de la oposición, ¿lo harías?
- No creo. No respeto a esa cadena porque mienten, y su director, Xavier Horcajo, dijo en su programa que mi compañera Beatriz Montañez era prostituta. Me costaría trabajar con gente de esa calaña, y después de esto no creo que nunca me llegue esa oferta.

- ¿Antes de trabajar en ‘El intermedio’ sabías lo que era la prima de riesgo?
- Ni puta idea, nadie lo sabía, para mí era la típica prima guarra que todos teníamos en el pueblo, que te decía tu padre: “Ten cuidado con la prima, que tiene mucho riesgo”.



Entrevista completa en la revista interviú y en la Edición Digital: http://pdf.interviu.es

No hay comentarios:

Publicar un comentario