18 jun. 2014

"Es difícil hacer reír pero es más necesario que nunca"

Irónico y punzante, el periodista, actor y escritor Dani Mateo (Granollers, 1979) es sinónimo de risa garantizada. Lo muestra cada noche en el programa El Intermedio (La Sexta), en la radio con el espacio Yu no tiene pierdas nada (Los 40 Principales) y ahora también en el teatro.

Este sábado 21 de junio , a las 21 horas , actúa en el Teatro Sagarra (c / Lluís Companys, 27) dentro del ciclo 'Sagarra Comedy', presentando su espectáculo "PK2.0 Que Dios nos Pille confesados" , el último de la temporada estable en la ciudad (precio de la entrada: 24 euros). Días antes, Dani Mateo tiene la amabilidad de concedernos esta entrevista a LaGuiaPlus para hacer boca y explicar cuáles son los pecadores que espera en el patio de butacas del Sagarra.

-Actúa en Santa Coloma, una ciudad normal con problemas como el paro y una fuerte inmigración. Tan ligado como está en la actualidad a raíz de su trabajo en los medios, es fácil hacer reír en un clima de tanta problemática social?

- Pues sí. Es difícil hacer reír y reírse. Por eso es más necesario que nunca. Porque el camión este que lleva tu nombre te atropellará igualmente, hayas disfrutado o no. Es impresionante la contundencia de este mensaje por su verdad inapelable. Hay que pasarlo bien y reír todo lo que se pueda, tanto tiempo como se pueda. Y después, claro que sí, intentar esquivar tantos camiones como puedas. Pero con alegría...

- ¿Dónde encuentra la inspiración para desatar la comedia? ¿Es la crisis fuente de inspiración?

- En este monólogo en concreto sí lo fue. Me vi a mí mismo leyendo pálido un periódico, creyendo que de esta crisis salvaje sólo nos podían salvar los extraterrestres y pensé ... Espera ... Aquí hay comedia. Mírate. Mira cómo te tiemblan las piernas cuando alguien te susurra al oído "prima de riesgo", que no sabes ni lo que es ... Y, a partir de aquí, la risa terapéutica. Y eso es lo que intenta ser ese PK2.0.

- ¿Qué debe esperar el público colomense de su espectáculo?

- Poco. Así si les gusta algo lo disfrutarán más.

- ¿Qué significa, hoy en día, la frase que "Que Dios nos Pille confesados"?

- Lo que ha significado siempre ... Lo que te decía antes del camión. Puedes sustituir "confesados" por "alegres", "contentos" o "descojonados". Funciona igual.

- La descripción de su espectáculo es la de "7 divertidos monólogos pensados ​​para los lujuriosos, los avariciosos, los zampoña, los envidiosos, los irascibles, los perezosos y los soberbios". Entre qué se sitúa usted?

- No me gusta elegir. Me quedo todos. Me gusta imaginarme en una de estas estampas romanas ... Gros, tumbado sobre un diván, con una túnica tapándome el micro pene, comiendo pavo con una mano y contando dinero con la otra mientras cientos de ninfas danzan semi desnudas a mi alrededor y decapitando algunos enemigos. Lo que Berlusconi llama "una mañana de sábado". Y todos llevamos uno de estos dentro ... Hay que sacarlo y darle una paliza de vez en cuando.

- Los buenos no están invitados?

- Los buenos son los únicos que vienen. Los malos están pensando como jodernos. No tienen tiempo de pasarlo bien con otra gente ... De hecho, "gente" es una de las palabras que más odian.

- Y, si los pecadores son su público potencial, a quién no querría ver en el sillón?

- A los que creen que no han cometido ninguno ... Estos son los peores!

Fuente: La Guía Plus

No hay comentarios:

Publicar un comentario